martes, 9 de noviembre de 2010

Del origen

En la tele hablaron del temporal:
de lo fuerte que sería la lluvía,
del viento huracanado arrancando tejados,
del terrible aguacero.

No dijeron nuestros nombres,
ni bautizaron las tormentas,

pero nosotros
supimos y callamos.

1 comentarios:

Blogger leamsi ha dicho...

pasó el temporal y nos dejó desorden en las calles y las mismas melancolías en las cabezas...
salu2

10 de noviembre de 2010, 7:52  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal