martes, 2 de marzo de 2010

El silencio suena a teclas que redoblan
emitiendo una nana apenas perceptible,
a aparato de aire que acondiciona el tiempo
para dejarlo quieto, durmiendo al sol de un foco.

2 comentarios:

Blogger Jose Zúñiga ha dicho...

Buen ritmo, buena metáfora, buen poema.
Abrazo.

3 de marzo de 2010, 9:51  
Blogger Voltios ha dicho...

me quedo con la magnífica metáfora.

3 de marzo de 2010, 15:48  

Publicar un comentario

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal